Cuando comenzamos nuestras propias experiencias sacando fotos 3D empezamos a descubrir lo que luego parece obvio: Las mejores distancias para hacer estas fotos son las que están entre los 2 y los 6 metros aproximadamente. ¿Porqué? Si las distancias son muy cercanas el efecto 3D es tan grande que parece extraño y hasta hace un poco mal a los ojos. Si la distancia es muy lejana, el efecto 3D desaparece ya que practicamente no hay diferencias entre la imagen que corresponde a un ojo y el otro.
La experiencia nos dice entonces que para lograr este efecto 3D lo mejor es una distancia ni muy cerca ni muy lejos, que llamaremos óptima.
Para reforzar la sensación 3D podemos hacer que los elementos principales tengan un contraste con otro, por ejemplo, si sacamos a un elemento distante, que haya otro en la distancia óptima.Resumiendo, sin que haya una regla general, prefiero las fotos de elementos relativamente cercanos.En otros articulos analizaremos más posibilidades para lograr una buena foto 3D.

La siguiente imagen debería verse con gafas red-cyan para apreciar el efecto 3D.

images3Dbank foto 3D columpio

Imagen de una foto 3D sacada aproximadamente dentro de la distancia óptima.